Dirigido por el cagüeño Joey Solá, el Equipo Nacional Sub-15 de béisbol participará del 3 al 12 de junio en el Premundial de la categoría, que se celebrará en el estado de Carabobo, en Venezuela.

El equipo que ha estado practicando martes y jueves en los parques de Cidra y Dorado, respectivamente, cuenta en su staff de coaches con Bryan Escanio, Eric Santiago y Roberto Santana.

“En realidad en el equipo hay muy buenos jugadores, y se confeccionó con la colaboración de mucha gente, incluyendo el staff”, dijo Solá, el veterano exescucha de Grandes Ligas y exmiembro de la gerencia de los Cangrejeros de Santurce en la liga invernal que también ha dirigido en la pelota Doble A.

Frankie Higginbotham, ex gerente general de los Cangrejeros, es ahora el director de desarrollo de los equipos nacionales juveniles de la Federación de Béisbol.

“Como el roster es de 18 jugadores, enfatizamos la versatilidad”, explicó Solá. “Aunque solo aparecen seis lanzadores, la realidad es que hay varios que son lanzadores también”.

Y en el roster de 18 jugadores figura el también cagüeño Enrico Carrión, considerado uno de los principales prospectos juveniles de la isla y quien estudia en la Puerto Rico Baseball Academy.

“El aparece en el roster como jugador del cuadro, especialmente tercera base, pero también es receptor y lanzador, y no debe dudarse que en determinado momento lance o juegue en la receptoría”.

El resto del equipo está compuesto por los receptores Jonathan Matos y Dewell Malavé; el torpedero Gustavo Meléndez; Will Soto, Angel Vázquez y Carrión en el cuadro; los jardineros Orlando Cruz, Ryan López, Isaac Carrasquillo, Dylan Rivera y Pablo Figueroa; los lanzadores zurdos Pablo Vargas y Gerant Vega, y los derechos Carlos Carlos, Jean P. Rodríguez, Dwen Navarro y Santiago Ortiz.

“Tenemos la opción de usar o no usar el bateador designado, porque la alineación tiene que ser de nueve bateadores”, explicó Solá.

“Pero si el lanzador que se use ya es también buen bateador, no hay que usar el designado”.

En Venezuela, 10 países estarán disputando las cinco posiciones que clasificarán para la Copa del Mundo, que se jugará del 26 de agosto al 4 de septiembre en México.

“En estas edades es muy difícil predecir cuáles equipos son los mejores, porque pueden serlo todos, incluyendo los de los países que no son considerados potencias”, dijo Solá.

Este año, Solá dirigió en la Doble A a los Polluelos de Aibonito, pero renunció sorpresivamente al cargo luego de clasificarlos para la postemporada con marca de 9-7 en la Sección Central.

“A veces hay situaciones en que uno entiende que se debe renunciar para no afectar la estabilidad del equipo, y eso fue lo que pasó en esta ocasión”, dijo Solá, “pero tengo que decir que mis relaciones con la gerencia siguen siendo muy buenas”.