La leyenda de la selección argentina de baloncesto y de los Spurs San Antonio de la NBA, Manu Ginóbili, fue seleccionado miembro del Salón de la Fama del Baloncesto como parte de la clase del 2022, según trascendió, en su primer año de elegibilidad, una distinción reservada para los grandes del deporte. 

El anuncio oficial se hará este sábado durante la celebración del fin de semana del Final Four.

Manu fue seleccionado con el turno número 57 por los Spurs en el draft de 1999 y se unió al equipo en el 2002, alcanzando cuatro campeonatos junto al legendario Tim Duncan. 

A pesar de no tener un resumé o las estadísticas tradicionales de otros miembros del Hall of Fame, su impacto en el juego y compromiso con el objetivo final—ganar—, fue recompensado con su introducción en el primer intento. 

“Para mí es lógico que entre en su primer intento. Es posiblemente mi jugador favorito de ver jugar. Su competitividad y compromiso con ganar va contra cualquiera. El pudo haber ido a un equipo y promediar 25 puntos por juego por una década y caer a muchos Juegos de Estrellas y Equipos Todo Liga, pero prefirió permanecer en una buena franquicia, ser parte de un equipo y sacrificar la gloria personal por el bien del equipo”, expresó el analista y dirigente Jeff Van Gundy en el podcast The Lowe Post.

Adicional a sus cuatro campeonatos (2003, 2005, 2007 y 2014), Manu se va con dos Juegos de Estrellas, dos Equipo Todo Liga, y el premio de Sexto Hombre del Año en su tiempo en la NBA. 

Sin embargo, su resumé en competencias internacionales es mucho más jugoso.

El mayor de sus logros fue guiar a la selección argentina a la medalla de oro en los Juegos Olímpicos del 2004. También ganó medalla de plata en el Mundial de Baloncesto 2002 y de bronce en las Olimpiadas del 2008.

Antes de su llegada a la NBA, Manu era una leyenda en el baloncesto europeo: campeón y MVP de la Euroliga en el 2001; dos veces mejor anotador de la Euroliga; campeón de la liga italiana y dos veces MVP en Italia, entre otros múltiples logros. 

A la nueva clase del Salón de la Fama se le une el armador Tim Hardaway, el dirigente George Karl, la leyenda de la WNBA y dos veces medallista de oro olímpico Swin Cash, y el dirigente de West Virginia, Bob Huggins.