Los Gigantes de Carolina continuaron realizando movidas de cara a su segunda temporada en el Baloncesto Superior Nacional (BSN) en esta nueva etapa y el miércoles anunciaron que habían enviado al delantero Timajh Parker-Rivera a los Grises de Humacao.

En la transacción, de acuerdo con un comunicado de prensa del equipo gigante, los Grises cedieron el primer turno del sorteo de jugadores de nuevo ingreso del 2022 que les pertenecía y al escolta Dinero Mercurius a cambio de Parker-Rivera y el cuarto turno del sorteo que poseían los Gigantes.

De esta manera Carolina, que realizó un cambio en la dirección técnica y se trajo desde Fajardo al dirigente Carlos González y su asistente Leo Arill, tendrá los dos primeros turnos de un sorteo que pudiera resultar jugoso si se inscriben los canasteros que son potencialmente elegibles, como el pívot del Equipo Nacional George Conditt; el escolta y copioso anotador Jhivvan Jackson—que no sometió su nombre este año—, José Alvarado, activo actualmente en la G-League y con un contrato de dos vías con los Pelicans de la NBA; el combo guard Eric Ayala, de la Universidad de Maryland, y los defensas anotadores Trent Frazier y Alfonso Plummer, de la Universidad de Illinois, entre otros.

Eso sin contar a jugadores como Marcus Howard—activo actualmente con los Nuggets de Denver— y Tremont Waters, quien juega en la G-League pero que ya se tomó un café en la NBA con los Celtics de Boston, porque no se espera que esos canasteros muestren interés en el BSN en este momento de sus carreras.

Carolina también escogerá en el octavo turno de la primera ronda.

Parker, quien forma parte del programa nacional, terminó la pasada temporada con 10.8 puntos y 9.3 rebotes por juego, mientras que Mercurius promedió ocho puntos, tres rebotes y tres asistencias.