Al igual que ocurre con la final del voleibol masculino, detenida por múltiples casos de positivos al covid, la postemporada de la Confederación Puertorriqueña de Voleibol (Copuvo) espera volver a la acción en enero después de que se detectaran casos positivos en sus equipos al comienzo de su postemporada el pasado fin de semana. 

Mediante una notificación en su página oficial, el organismo indicó que “por las razones ya conocidas  sobre la enfermedad del covid, Copuvo anuncia que todas las series de postemporada en ambas Divisiones, A y B, han sido detenidas hasta el día 2 de enero del 2022, cuando habrá una reunión virtual de apoderados para retomar las actividades”. 

Antes de esa notificación, Copuvo había considerado iniciar este miércoles, un día después de lo programado, su postemporada de la división B, y continuar la de la división A —con equipos que cuenta con hasta cinco jugadoras de Superior— el martes 28 de diciembre. 

En la división A, ya Naranjito y Salinas habían avanzado a semifinales, pero quedaban por celebrarse los juegos decisivos de las series de cuartos de final de Humacao y Aguas Buenas, y Cataño y Tos Alta. 

Ambos juegos fueron suspendidos el pasado domingo al detectarse casos relacionados con el covid

“Hubo casos positivos y otros de sospecha de positivo”, dijo el presidente de Copuvo, Juan ‘Pipe’ Ramos, quien originalmente confiaba en que, luego de cumplir con la moratoria obligatoria de 10 días ordenada por el Departamento de Salud, si luego todos los resultados salen negativos, se le permitiera volver entonces a la actividad. 

Salinas y Naranjito ya habían ganado sus respectivas series de cuartos de final y esperan por los ganadores de estas series para iniciar sus series semifinales: Salinas con el ganador entre Cataño y Toa Alta y Naranjito con el quien gane de entre Humacao y Aguas Buenas. 

Las semifinales, también a un máximo de tres juegos, iban a comenzar este fin de semana. 

Por otro lado, la postemporada de la división B, donde juegan equipos juveniles sin jugadoras de nivel Superior, iba a comenzar esta semana. 

Inicialmente Ramos confiaba en que el miércoles comenzaran las series de Río Grande y Humacao, Moca y Utuado y Ponce a Guaynabo, debido a que no se habían hallado  positivos al covid-19 en estos equipos. 

“Hay otras series que no podían comenzar todavía: en Aguas Buenas (que jugará contra Caguas) hay cuatro positivos y, además, tienen que desinfectar la cancha, y en Fajardo (que debe enfrentarse a Toa Alta) en el coliseo están velando al fenecido alcalde Aníbal Meléndez”. 

“Estamos corriendo todo el itinerario en las dos divisiones y hay que tener prisa, pero hay tiempo todavía”, concluyó.