Kike Hernández continuó con su legado de marcas ofensivas en la postemporada, aunque en esta ocasión sus batazos no fueron la diferencia en el primer triunfo de los Medias Rojas en la Serie de Campeonato de la Liga Americana contra los Astros. Aunque Hernández agregó dos inatrapables a su expediente para convertirse en el primer bateador que acumula 15 hits en un periodo de cinco juegos en la postemporada, fueron los dos cuadrangulares con las bases llenas que los bateadores de Boston consiguieron en las dos primeras entradas la diferencia en el marcador de 9-5 a su favor que obtuvo la novena de Alex Cora. J.D. Martínez—en la primera entrada— y Rafael Devers en la segunda, se agenciaron bambinazos con la casa llena para que los Medias Rojas amasaran una temprana ventaja de 8-0 que resultó demasiado para los Astros, que habían ganado 5-4 el viernes el primer choque de la serie al mejor de siete. Kike, de todas maneras, sacudió su tercer jonrón de la serie y su quinto de la postemporada para la novena carrera de los bostonianos, y agregó un sencillo en cuatro oportunidades, con dos anotadas y una remolcada, y promedia .667. Christian Vázquez, que entró a jugar en las postrimerías del encuentro, se fue de 1-0 y todavía busca su primer hit de la serie, mientras que Christian Arroyo pegó de 4-1, con una anotada, y batea .286. Por los Astros, Carlos Correa ligó de 4-1, con una anotada, y bajó su promedio a .500, mientras que Martín Maldonado se fue de 2-0, y lleva de 4-0 en la serie. El tercer partido se jugará en Boston el lunes, desde las 8:08. 

Decide Austin Riley

El antesalista de los Bravos, que había empatado el juego a dos carreras con un bambinazo en la cuarta entrada, conectó el hit de oro en la novena que dejó en el terreno a los Dodgers para que Atlanta picara al frente en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional con un triunfo 3-2. Luego de cuatro entradas en cero—de la quinta a la parte alta del noveno—Ozzie Albies pegó sencillo al central, se robó la segunda y anotó con el sencillo de Riley al jardín izquierdo. Los Bravos se fueron al frente 1-0 en la misma primera entrada en una carrera que fue manufacturada por Eddie Rosario, quien abrió con sencillo, se robó la segunda, pasó a tercera en un batazo en el cuadro y anotó por un lanzamiento salvaje del abridor de ocasión de los Dodgers, Corey Knebel. Los Angeles empató en la segunda por un imparable de Chris Taylor, y se fue al frente momentáneamente en la cuarta por jonrón de Will Smith. Will Smith, por cierto, se apuntó la victoria en labor de relevo al lanzar en cero la novena por los Bravos, mientras que Will Smith, el actor, probablemente estaba viendo el juego desde su casa. El segundo choque de la serie se celebrará este domingo desde las 7:38.