La Liga de Béisbol Invernal Roberto Clemente atravesó el año pasado por un vía crucis con tal de poder salvar su torneo de 2020-21 cuando, debido a las restricciones gubernamentales relacionadas con la pandemia, incluso tuvo que retrasar del primero al 8 de diciembre el comienzo de su temporada y sufrir el receso de tres de sus franquicias cuando no se le permitió jugar con público en las gradas. 

Con tal de evitar, hasta donde le sea posible, una repetición de ese suplicio, el organismo presidido por Juan Antonio Flores Galarza decidió unánimemente en su reunión del 17 de marzo adelantar todo el proceso. 

“Lo que se decidió por unanimidad, pero que después tiene que ser ratificado, es que, para nuestra próxima reunión —señalada para la tercera semana de abril—, los equipos tienen que informar finalmente si van a jugar o no en la próxima temporada, y también los interesados en solicitar una nueva franquicia tienen que presentar todos los documentos”, explicó Flores Galarza. 

“El propósito es tener todo establecido, con la cantidad de equipos e itinerario aprobado para el 15 de mayo”. 

“Eso nos da el tiempo para poder mercadear adecuadamente la liga”. 

Antes, se establecía la fecha del primero de junio como fecha, incluso, para que los equipos anunciaran sus intenciones de jugar o no jugar, y los grupos interesados en que se les aprobara una nueva franquicia para someter todos sus documentos. 

“Eso es demasiado tarde, especialmente con la solicitud de nueva franquicia, puesto que es un proceso que toma mucho tiempo”, dijo, “pero así es como está establecido en nuestros estatutos”. 

En la pasada reunión, de hecho, se votó, también por unanimidad, para enmendar formalmente el estatuto, aunque esto entraría en efecto para la temporada de 2021-22. 

“Se estableció incluso la fecha del 31 de diciembre para que los equipos informen si van a jugar o no en la próxima temporada o para que se presenten las solicitudes de nuevas franquicias, y que la decisión final sea el 15 de marzo”, dijo. 

“Pero claro que eso se hizo prospectivamente, porque ya el 15 de marzo había pasado al momento de la reunión”. 

El nuevo arreglo, sin embargo, de todos modos acelera bastante el proceso para que los equipos anuncien sus intenciones para la próxima temporada. 

“Incluso hicimos un sondeo informal en la reunión, preguntándoles a los equipos cuál era al momento su inclinación para la próxima temporada”, dijo. 

Seis de las franquicias —incluyendo a Santurce y Carolina, que recesaron en el pasado torneo— indicaron que en estos momentos su inclinación era jugar. 

“El presidente de los Tiburones de Aguadilla —Lcdo. Israel Roldán—, pidió que se le diera un espacio hasta la próxima reunión para, según dijo, poder responder ‘responsablemente’ esa pregunta”, agregó Flores Galarza. 

Roldán explicó que aún no ha podido hablar con el nuevo alcalde de Aguadilla, Julio Roldán, para saber cuál sería el apoyo que podría tener de parte del municipio. 

La temporada pasada se jugó con cuatro equipos: Caguas, Mayagüez, Manatí y RA12.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*