El 11 de marzo de 2020, un día antes de que se suspendiera la temporada del beisbol Doble A que eventualmente fue cancelada debido a la pandemia del coronavirus, el gerente general de los Mets de Guaynabo, Jaime Muñoz, acababa de hacer un cambio masivo en el que estuvieron involucrados cuatro equipos, cuando se desprendió del campo corto Gabriel Robles y del lanzador Osvaldo Soto, obteniendo a cuatro lanzadores y un jardinero. 

Además, ante la salida de Irving García cuando el equipo tenía marca de 0-5, Muñoz acababa de nombrar como nuevo dirigente a Lino Rivera, quien venía de ganar la Serie del Caribe con los Toros del Este de la Liga Dominicana. 

En el cambio, Robles pasó a Vega Alta por el jardinero Ian Matos y los lanzadores Ediel Freytes y Enrique Cotton, mientras que por Soto, en una transacción múltiple que involucró a Utuado, Cayey y Patillas, los Mets terminaron recibiendo a los lanzadores Raúl Alvarado y Elvin Díaz 

“A Lino le pedí que dirigiera, por lo menos en lo que conseguía otro trabajo para dirigir en el verano”, dijo Muñoz, el veterano y casi invencible dirigente de los Potros de Las Lomas de la Doble A Juvenil, quien también ha sido dirigente de la Doble A, coach de los Gigantes de Carolina en la liga invernal y miembro del staff de coaches de Juan “Igor’ González con el Equipo Nacional. 

Según resultaron las cosas, naturalmente, los nuevos jugadores no pudieron debutar con el equipo ni Rivera pudo dirigir su primer juego al abortarse la campaña de 2020. 

Sin embargo, todos estarán de regreso para la temporada de 2021 y el equipo ya ha venido practicando todos los miércoles con Rivera en el parque Moisés García. 

Lino fue nombrado en septiembre cuando José Mateo era aún el apoderado del equipo y luego reafirmado por el nuevo apoderado, Héctor Reyes, cuando este asumió el cargo luego de que Mateo fuera nombrado director de recreación y deportes del municipio de San Juan. 

Entre los asistentes de Lino estarán, como coach de lanzadores, David Rosario, quien acaba de ejercer esa función con los campeones Criollos de Caguas en la liga invernal, y Gil Martínez, gerente general de los Gigantes de Carolina, entre otros. 

“Como ya estando en plena temporada hicimos aquel cambio que era más propio de una pretemporada”, dijo Muñoz, “nos hemos mantenido sin hacer más cambios para esta temporada, en espera de que se sepa finalmente cuándo va a comenzar”. 

Eso se deberá saber este domingo, cuando la liga se reúna en Vega Alta para presumiblemente tomar una decisión final, después de haber anunciado de forma preliminar que el torneo, programado a 12 juegos en su fase regular, iniciaría el 16 de mayo. 

“De todos modos, nosotros tenemos mucho talento jugando en colegio”, dijo Muñoz, “y, como se va a estar jugando en verano, eso querría decir que prácticamente estarían con nosotros desde el primer día”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*