Boricuas en Grandes Ligas: agosto 1

Un resumen de cómo les fue a los nuestros el sábado en MLB. 

Javy: jonrón y dos anotadas

Los Cachorros se agenciaron el sábado su sexta victoria de la temporada al vencer 4-3 a los Piratas, y lo hicieron en buena medida gracias la actuación de Javy Báez, quien disparó un kilométrico cuadrangular solitario en la tercera entrada y luego marcó otra importante carrera en la octava. El Mago se fue de 3-1 (.250), y ahora acumula tres bambinazos y cinco empujadas.

Otro palote de Edwin Ríos

Los Dodgers tienen un trabuco y han comenzado bien la temporada (6-3), pero van a tener que hacer malabares para darle juego a un sinnúmero de buenos jugadores que en otra franquicia tal vez serían regulares. Ese puede ser el caso de Ríos, quien ya decidió un partido esta semana con un jonrón y el sábado pegó uno enorme por el predio central que fue a chocar contra una de las torres. Fue su único hit en cinco turnos, con dos remolcadas, y batea .300. Kike Hernández entró en las postrimerías del choque contra Arizona y se fue de 1-1. También promedia .300.

Rosario dispara su tercero

Los Mellizos se mantienen al frente en la División Central de la Liga Americana, y lo han hecho con una letal combinación de pitcheo y bateo de largo metraje. El sábado lograron cuadrangulares solitarios del dominicano Miguel Sanó (dos) y de Eddie Rosario para blanquear 3-0 a los Indios, apoyados en el pitcheo de Kenta Maeda, quien solo permitió un hit en seis entradas de labor. Rosario se fue de 3-1, y con su carrera impulsada ahora tiene seis. Cleveland solo pudo conseguir dos imparables ante el pitcheo de los Mellizos, y uno de ellos fue de Francisco Lindor, quien bateó de 3-1 y promedia .222. Aunque, como pueden ver en los videos, el hit probablemente fue la bola más suave que bateó. 

Lesionado René Rivera

El receptor reserva de los Mets de Nueva York fue colocado en la lista de lesionados por 10 días por una molestia en su codo izquierdo. El jugador que el viernes cumplió 37 años bateaba .250.

La Ñapa

Eduardo Rodríguez y Lorenzo Cain dieron por terminada la temporada del 2020 por diferentes razones, pero por la misma causa: el covid-19. El zurdo venezolano de los Medias Rojas se contagió con el virus y como consecuencia actualmente enfrenta una condición de inflamación del corazón, mientras que Cain optó por no regresar a juego preocupado por el desarrollo de la epidemia en el béisbol. Bateó .333 en cinco partidos con los Cerveceros.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*