La Federación Puertorriqueña de Voleibol le dedicó la temporada de la liga femenina de 2008, poco después de que ella dejara el cargo de apoderada y fundadora de la franquicia de las Llaneras de Toa Baja, y, el año pasado, al retornar Toa Baja a la liga, sus administradores, encabezados por el apoderado, el Ing. Marcos Martínez, le dedicaron la temporada de 2019.

En días pasados, sin embargo, se consumó un honor adicional y muy especial para la otrora maestra de escuela camuyana a la que se le atribuye haber originado el voleibol femenino en Toa Baja, cuando, se informó que el Senado de Puerto Rico había aprobado el proyecto 1178, para convertirlo en la Ley 34-2021, en el cual se designa el complejo de canchas de voleibol ubicado en Levittown, Toa Baja, con el nombre Rosario Vega de Raíces, quien fue también la primera mujer apoderada de la historia de la Liga Femenina.

Vega de Raíces, quien estuvo 19 años como apoderada de las Llaneras, ganando con estas el campeonato de 1999, también estuvo más de 30 años como presidenta del Club Avoli de Toa Baja, de donde salieron generaciones completas de voleibolistas.

Hoy en día, el club es conocido como el Club Avoli Llaneras y tiene de director técnico al dirigente David Alemán.

El complejo de voleibol, construido en dos fases, cuenta con una primera edificación en la que se encuentra la cancha que usa Avoli, y una más moderna, con varias canchas y múltiples habitaciones, que de primera instancia fue construida para que sirviera como el principal centro de entrenamiento y de acuartelamiento del voleibol femenino de toda la Isla.

“Ella fue maestra hasta del exalcalde Aníbal Vega Borges, y de su club salieron jugadoras como Aury Cruz y Michelle Cardona”, dijo el expresidente de la Federación y hoy en día asesor del apoderado Martínez, Carlos Beltrán.

“El club Avoli fue cogiendo fuerza y creciendo en un área —Toa Baja— que no era propiamente de voleibol, hasta el punto de que llegó el momento en que el equipo ganó un campeonato”.

Las Llaneras le dedicaron su temporada del 2019 a Rosario Vega de Raíces. [foto Laura Mojica]

El proyecto fue originado por la senadora Migdalia Padilla, se informó.

“Comoquiera que sea, es algo más que merecido”, dijo Beltrán. “Hablar de voleibol en Toa Baja es hablar de Rosario Vega de Raíces”.

“Cuando yo llegué a la Federación en 1994 ya ella estaba de apoderada y recuerdo los sacrificios que tenía que hacer en una canchita en la que había capacidad para 1,200 personas antes de que construyeran el Antonio R. Barceló”, agregó.

“Y poco a poco, con su esfuerzo, fue levantando ese equipo”.

Las viejas Llaneras, que ganaron su segundo campeonato en 2009, se mudaron para la temporada de 2013 a Carolina, equipo que comenzó a jugar como las Amazonas de Trujillo Alto en la temporada pasada.

Las nuevas Llaneras son producto de una mudanza de las Leonas de Ponce antes de la pasada temporada.

“Más que merecido ese reconocimiento para Rosario. Ella es un baluarte para el deporte en su pueblo de Toa Baja y toda la región” dijo el Dr. César Trabanco, presidente de la FPV, en un comunicado de prensa.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*