Pese a no contar, por distintas razones, con tres de sus jugadoras, incluyendo a la estelar Génesis Collazo, las Llaneras de Toa Baja lograron recuperarse en la noche del martes de un déficit de 0-2  para eventualmente derrotar en cinco emocionantes sets a las Indias de Mayagüez en el coliseo Antonio R. Barceló.

La refuerzo Yeliz Basa fue calentando los motores a medida que avanzaba el juego hasta convertirse en la figura principal con sus 34 puntos, incluyendo el remate de la victoria en el quinto set (16-14) luego de que las visitantes ganaran los primeros dos parciales 25-22 y 25-22 y las Llaneras igualaran con parciales de 25-18 y 25-22.

“Yeliz tuvo una buena noche ofensiva con un gran porcentaje de efectividad”, dijo el dirigente Luis Aponte sobre la jugadora turca que veía acción por primera vez en una semana luego de haber padecido de influenza.

Basa, quien anotó 34 puntos, se trepa para rematar. [foto Laura Mojica]

Pero Aponte también destacó la aportación de la esquina suplente Pamela Cartagena, quien aportó seis puntos con 21 defensas.

“Pamela nos ayudó a estabilizar el recibo, que era lo que necesitábamos, y en determinado momento su efectividad llegó a estar en el 85%, que es muy alto”.

“Y también tuvo unos puntos muy importantes”, agregó.

“Para eso me pusieron, para buscar más estabilidad en el pase, que es lo que el equipo necesita”, dijo la jugadora que en la pasada temporada se desempeñó durante buena parte de la temporada regular como una de las esquinas de las campeonas Criollas de Caguas.

“Yo empecé jugando en esta liga como esquina y luego estuve unos años como libero, pero siempre he sido esquina”.

Basa, quien ha venido jugando como esquina con las Llaneras pese a que su posición natural es la de opuesto, fue colocada el martes en su posición original por decisión del dirigente “para que se sintiera más cómoda, después de haber pasado por una influenza”, explicó el Ing. Marcos Martínez, apoderado de unas Llaneras que mejoraron su marca a 3-3 con ocho puntos mientras que las Indias caían a 2-3 con siete.

Bárbara López le acomoda un balón por el medio a la cubana Dulce María Téllez. [foto Laura Mojica]

“Eso fue planeado así”.

Pero la ausencia de Basa como esquina, más la de la también esquina Collazo, quien padece también de influenza, abrió las puertas para Cartagena y para Kanisha Jiménez, quien fue la segunda mejor anotadora del equipo con 16 puntos.

Además de Collazo, las Llaneras no contaron con las centrales Yeaneska Matos y Jessica Candelario: Yeaneska se ausentó debido al fallecimiento de un familiar cercano mientras que Candelario sufre de microplasma, otro padecimiento respiratorio.

El próximo partido de las Llaneras será nuevamente como local cuando este viernes reciban a las subcampeonas Changas de Naranjito.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*