Lindor con 29 cuadrangulares

Cleveland se mantuvo firme el domingo en su lucha por alcanzar uno de los dos puestos del wild card de la Liga Americana, al doblegar 5-2 a los Mellizos, volviendo a contar con el bateo de largo metraje de Francisco Lindor, quien disparó su jonrón número 29 y un doble (36) en cinco turnos, aumentando su promedio a .298. Tiene 67 remolcadas.

Sin suerte Dereck Rodríguez

Aunque cuando el derecho de los Gigantes abandonó la lomita el domingo contra los Dodgers perdía 5-0, la pizarra no reflejaba la realidad de lo que allí sucedió. Rodríguez (5-9, 5.09) no había permitido hits a la potente alineación de Los Angeles hasta que el novato Matt Beaty le pegó un jonrón con uno en base en la cuarta para colocar el marcador 2-0. En la quinta, un error del intermedista hondureño Mauricio Dubón con dos fuera permitió batear—y conectar un jonrón de tres carreras—a Corey Seager para sellar la suerte de Rodríguez, quien sufrió su novena derrota de la temporada a pesar de que tres de las cinco carreras que le marcaron fueron sucias y que sólo concedió tres imparables en cuatro entradas y dos tercios.

Buena labor de Yacksel Ríos

Por segunda presentación consecutiva en su nuevo uniforme de los Piratas, Ríos no tuvo dificultades en retirar a la oposición y colgarle un cero a los Cardenales en el sexto inning del encuentro del domingo, que, sin embargo, resultó en un triunfo 2-0 para San Luis. Presenta promedio de efectividad de 6.00 combinando su labor con Filadelfia y Pittsburgh.

Humillan a los Marineros

Cuando el equipo contrario solo conecta un hit en el juego, no es mucho lo que la novena rival necesita para llevarse la victoria. Pero, qué va, eso no les aplica a los Astros, que con 21 carreras y 22 hits le infligieron a Seattle la derrota más aplastante en la historia de la franquicia. Gerrit Cole ponchó a 15 en ocho entradas y solo concedió un hit, que fue un bambinazo del intermedista novato Shed Long en el cuarto acto. Por Houston todo el mundo se curó, incluyendo al Machete Maldonado, quien ligó de 5-2 (.214), con un doblete (19), tres anotadas y una empujada (23).

La Ñapa

Si atrapar un batazo de foul en las gradas es todo una proeza, ¿qué le parece hacerlo de nuevo, en el mismo turno del bateador, y en el jardín derecho? Sin palabras…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*