WUHAN, China – Puerto Rico sufrió una descorazonadora derrota en tiempo extra ante Italia el domingo con marcador de 94-89 en su último partido de la Copa Mundial de baloncesto masculino.

El revés, el tercero del combinado ante dos victorias, provocó que los boricuas concluyeran cuartos en el Grupo J y, preliminarmente, en la posición 16 de la competencia, la más baja entre los equipos que clasificaron a la segunda ronda.

La posición final dependerá del choque entre la República Dominicana y Lituania perteneciente al Grupo L, programado para el lunes.

Italia, por su parte, arribó tercero en el grupo y sería ubicado entre las posiciones 9 a la 12 cuando se complete el calendario el lunes.

Con un juego rápido y fluido, y ante un equipo italiano que entró a la cancha sin mucha energía y disminuido por la ausencia de dos canasteros que forman parte de la rotación (Alessandro Gentile y Luigi Datome), Puerto Rico se llevó 24-13 el primer parcial y 46-26 la primera mitad, llegando a acumular una ventaja de hasta 26 puntos.

Pero los italianos fueron ganando terreno desde el inicio del tercer parcial y perdían por 14, 64-50, entrando en el último cuarto del partido. 

Con la ofensiva, especialmente, de sus jugadores de la NBA Marco Belinelli (27 puntos) y Danilo Gallinari (22), y de sus canasteros sustitutos Awudu Abass (14 y ocho rebotes) y Amedeo Tessitori (12 puntos), Italia ganó 33-19 el segmento y tenía ventaja de siete puntos, 82-75, restando 1:14 cuando Puerto Rico recuperó y logró empatar dramáticamente el choque a 83 con un canasto de Angel Rodríguez con 22 segundos por jugar, provocando el tiempo adicional.

Un canasto de Tessitori restando 2:45 le dio ventaja definitiva a Italia, que selló el triunfo con tiros libres de Belinelli y Gallinari en los segundos finales.

Puerto Rico tuvo en Renaldo Balkman a su mejor jugador del partido, con 14 puntos, siete rebotes y tres robos de balón, mientras que los defensas Gary Browne y Rodríguez aportaron ambos 13 puntos.

Una cortina de Paul Biligha deja sin opciones a David Huertas, mientras Marco Belinelli avanza hacia el canasto. [foto FIBA]

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*