Pacquiao vuelve por sus fueros

A la edad de 40 años, el filipino Manny Pacquiao lució como en sus mejores tiempos y ofreció una brillante demostración el sábado en el MGM Grand de Las Vegas para derrotar por decisión dividida al hasta entonces invicto Keith Thurman.

Las tarjetas fueron 115-112 y 115-112 por Pacquiao y 114-113 por Thurman.

Con el triunfo, Pacquiao, quien ha sido campeón en ocho divisiones diferentes, mejoró su marca a 62-7-2 y 39 nocauts y se convirtió en el supercampeón peso welter de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB).

Thurman, de 30 años, cayó a 29-1 con 22 nocauts.

Anteriormente reinaba como supercampeón del organismo, mientras que Pacquiao era el campeón ‘regular’.

Un lleno total de 14,356 espectadores disfrutó de un combate lleno de acción desde el principio, cuando un primer asalto emocionante quedó culminado por la caída que Pacquiao le infligió a Thurman con un corto derechazo.

Pacquiao le llega con su derecha a Thurman, quien sangra profusamente de su nariz. [suministrada]

Thurman sobrevivió la caída pero siguió confrontando problemas con las derechas de Pacquiao, que el futuro miembro del Salón de la Fama lanzó constantemente tanto en jab como en gancho a lo largo de la pelea. Thurman sí hizo sus ajustes a mediados de la pelea y trató de abrumar a Pacquiao y lo consiguió en ocasiones, cuando logró soltar sus combinaciones antes que su rival.

A pesar de sangrar por la nariz del cuarto asalto en adelante, Thurman fue capaz de conectarle fuertes combinaciones a Pacquiao durante la segunda mitad de la pelea, pero nunca fue capaz de lastimarlo ni de enviarlo a la lona.

“Fue divertido”, dijo Pacquiao luego del pleito. “Mi oponente es un buen peleador y un buen boxeador. No soy del tipo de boxeador que habla mucho: solo estábamos promocionando la pelea. Creo que él dio lo mejor de sí y yo di lo mejor de mí e hicimos felices a los fanáticos porque tuvimos una buena pelea”.

“Sabía que la pelea estaba demasiado cerrada”, dijo Thurman. “El propinó la caída, así que tuvo el momentum, desde el primer asalto”.

“Deseo haber tenido más artillería para irme al intercambio de golpes”, agregó. “Sentí que él se estaba cansando, pero sí tenía mucha experiencia sobre el ring, pero mi condición física y mi golpeo estuvieron un poco por debajo de los de Manny en esta ocasión, aunque me encantaría una revancha”.

En el décimo asalto, Pacquiao lastimó a Thurman con un potente gancho de izquierda al cuerpo, provocando que Thurman pasara la mayor parte del resto del episodio retrocediendo.

Compubox, sin embargo, mostró a Thurman conectando más golpes que Pacquiao, 210-195, aunque el filipino lanzó más (686-571).

“Creo que voy a volver a pelear el próximo año”, dijo Pacquiao, quien ocupa un escaño en el Senado de su país.

“Voy a regresar a las las Filipinas a trabajar y entonces tomaré una decisión, aunque sí espero estar de regreso el 28 de septiembre para ver la pelea de Errol Spence con Shawn Porter”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*