El premio gordo cae en New Orleans

La tensa noche del lottery de la NBA giró alrededor de dos figuras principales, Zion Williamson, quien es sin debate alguno el mejor prospecto del sorteo, y Anthony Davis, la superestrella frustrada con su franquicia y con un deseo obsesivo de jugar en Hollywood junto al Rey.

Esa tensión se multiplica con los sorpresivos resultados.

El primer turno va para New Orleans, donde el nuevo gerente general, David Griffin, tiene una inmensa gama de opciones. En Zion, los Pelicans obtendrán una versión moderna de Charles Barkley, con el potencial de cargar la franquicia en sus musculosos hombros. Un jugador que es igual de valioso en cancha como en las gradas, ya que gracias a lo llamativo de su estilo de juego se estima que esté entre los primeros en venta de mercancía, desde camisas y gorras, hasta tenis y, más importante, boletos.

De milagrosamente lograr convencer a Anthony Davis de quedarse, el junte con Zion puede ser uno letal por los próximos años, y les asegura el regreso a la postemporada. Sin embargo, el periodista Shams Charania, de The Athletic, informó a solo minutos de concluir la lotería que Davis sigue firme en su postura de exigir un cambio, preferiblemente a los Lakers.

Y ahí entra la intriga… Los Lakers subieron de la posición 11 a la cuarta. Eso añade una gigantesca ficha al pote de ofrecimiento por Davis, que también puede incluir a Brandon Ingram, Kyle Kuzma y Lonzo Ball, entre otros.

El resto del tope se lo llevaron los Memphis Grizzlies, que escogerán segundo para encontrar un compañero al cuarto pick de la pasada temporada, Jaren Jackson, Jr. Probablemente ese jugador sea Ja Morant, un armador que ha recibido positivas comparaciones con Russell Westbrook. A pesar de su excelente habilidad atlética y alto IQ de baloncesto, la posición de armador es sucio difícil en el 2019, con muchas de las caras de la liga militando como armadores.

La fanaticada de los Knicks, que se reportó andaban celebrando hasta ceremonias religiosas a través de la Gran Manzana para conseguir el primer turno, se tendrán que conformar con el tercero y seguir soñando con Durant. El canadiense RJ Barrett, proveniente de la Universidad de Duke, suena como el favorito en ese turno. El jugador de 6-7 trae a cancha una versatilidad valiosa en la NBA moderna. Luego de que el equipo de LeBron escoja cuarto, su ex equipo en Cleveland culminará la selección de los primeros cinco.

A pesar del gran interés en los prospectos, es muy probable que el draft esté inundado de intrigas de los jugadores estelares establecidos que pueden cambiar de dirección postal esa noche.

El sorteo se celebrará el jueves 20 de junio.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*