Casi casi un grand slam

Se quedó a dos o tres pies para agenciarse un grand slam, pero Yadier Molina de todas maneras tuvo una noche productiva el jueves en la paliza de 17-4 que San Luis les propinó a los Piratas. Luego de impulsar una carrera con un doblete en la segunda entrada, el llamado Marciano puso a volar la redonda con la casa llena en el cuarto acto, con la mala suerte de que la misma chocó en la parte alta de la verja por el jardín central, propiciando la anotación de solo un corredor. Molina bateó de 4-3, y ahora promedia .289, con 27 impulsadas.

Primer doble para Lindor

El año pasado, Francisco Lindor conectó 42 dobletes en 158 partidos jugados con los Indios. Este año, en el que inició la temporada en la lista de lesionados, justamente disparó su primero el jueves, en el triunfo 5-0 sobre los Medias Blancas. Se fue de 4-1, con una remolcada, y batea .262 

Bebo Pérez también aporta

De las cinco carreras que marcaron los Indios, dos salieron del bate de puertorriqueños, ya que Roberto Pérez trajo a un corredor a la goma con un sencillo en el quinto acto. Bebo tuvo una noche perfecta—de 2-2 con un boleto gratis—y subió su promedio a .227.

Casi listo Caratini

El dirigente de los Cachorros, Joe Maddon, no podía creer lo adelantado que está el receptor Víctor Caratini en su recuperación luego de ser operado de su mano izquierda hace poco más de tres semanas. El boricua tomó prácticas de bateo con el equipo grande antes de ser asignado al equipo Clase A en South Bend a principios de esta semana. “Es increíble lo rápido que ha regresado”, comentó Maddon. Caratini podría ser reinstalado en los próximos días.

Rutina para Correa

Ñapa

Con un jonrón en la tercera entrada del juego del jueves contra Detroit, Albert Pujols se unió a Hank Aaron y Alex Rodríguez en la exclusiva lista de bateadores con 2,000 carreras impulsadas desde que esa estadística se comenzó a compilar en el 1920.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*