Cora se apunta su primera victoria

Las hermanas de Alex Cora, Linda y Aimée, han perdido la cuenta de la cantidad de viajes que él ha hecho entre Puerto Rico y Boston en las últimas semanas.

“El sábado estaba aquí y fue a Gurabo para la ceremonia en la que los Criollos de Caguas le retiraron su número”, dijo Linda sobre el juego en el que Cora también fue testigo del triunfo sobre Santurce que le dio a Caguas su segundo campeonato en línea.

“Pero después viajó a Boston el lunes porque quería estar en el avión con el equipo”, agregó.

En efecto, este martes, Cora obtuvo la que puede considerarse su primera gran victoria como el nuevo dirigente de los Medias Rojas de Boston cuando estuvo a la cabeza de una delegación que incluía tanto al alcalde de Boston, Marty Walsh, como al presidente y principal oficial ejecutivo de los Medias Rojas, Sam Kennedy, así como a un grupo de jugadores entre los que estaba el estelar lanzador Chris Sale, para asistir a una ceremonia ofrecida por el municipio de Caguas y su alcalde, William Miranda Torres, en la cancha y el parque de pelota del barrio La Mesa.

La ocasión no podía ser más especial: a instancias del cagüeño Cora, preocupado por la persistente estela de sufrimiento dejada por el paso del huracán María en su ciudad natal, los Medias Rojas decidieron hacerle un donativo de $200,000 al Municipio Autónomo de Caguas.

 

Chris Sale y Rusney Castillo estuvieron presente en la actividad. [foto suministrada]
Además, los Medias Rojas entregaron suministros a 300 familias y equipo deportivo para cuatro escuelas.

Pero Cora estuvo también dispuesto a hablar con la prensa sobre su preparación para la temporada que representará su debut como dirigente de Grandes Ligas.

“Me he pasado viendo muchos de la pasada temporada, aunque a nosotros nos tocó jugar ocho juegos con ellos al final de la temporada y los conozco bastante bien”, dijo Cora, quien en la pasada temporada trabajó como coach con los campeones Astros de Houston.

“Es un buen equipo que ha ganado dos años seguidos el título de la División Este aunque tiene un núcleo de jugadores muy jóvenes, a pesar de que ya están en Grandes Ligas”.

“Es un equipo que de momento se vio un poco perdido, porque estaba acostumbrándose a jugar sin David (Ortiz)”, agregó, “pero eso le sirvió de experiencia”.

“Es un equipo que ahora sabe que puede ganar sin David”.

También es un equipo, dijo, con cuya confección actual cree que puede competir “de tú a tú” con los mejores de la Liga Americana, aún si la novena no hace algún cambio o adquiere a un agente libre de impacto antes de que empiece la temporada.

“Ha sido un mercado muy extraño el de este año”, dijo Cora sobre la forma en que se han dado los cambios y las contrataciones en términos generales.

“Diciembre fue como el noviembre de otros años, y enero como diciembre”, dijo. “Pero si llegamos hasta el comienzo de la temporada sin que haya nada, hay que ver”, dijo. “Nosotros tenemos a un  jefe de operaciones (David Dombrowski) que sorprende y se la saca de la manga”.

 

Total
1
Shares