De vencer este viernes al dominicano Claudio Marrero, el cagüeño Jesús Rojas se convertirá en el campeón mundial ‘interino’ de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) para el peso pluma.

Originalmente, el peleador de 30 años y marca de 25-1-2 y 18 nocauts, tenía previsto esperar muy poco para transformarse en campeón en propiedad si vencía al zurdo Marrero (22-1 y 16).

Para el 7 de octubre estaba anunciada la pelea en la que el mexicano Leo Santa Cruz, reconocido como ‘súper campeón’ por la AMB, iba a defender su cetro ante el también mexicano Abner Mares, reconocido como campeón.

Entonces, el ganador quedaba reconocido como ‘súpercampeón’ y el puesto de campeón pasaba a llenarlo el ganador del choque de este viernes.

Sin embargo los planes cambiaron después: debido en gran medida a que Santa Cruz prefería hacer una defensa más antes de volver a meterse dentro de un  ring con Mares -a quien derrotó por decisión mayoritaria en un espectacular encuentro en agosto de 2015-, se cuadró la idea de que ambos peleadores hicieran defensas por separado el 14 de octubre, bajo el entendido de que sí volverían a medirse a principios de 2018.

Así, ahora el 14 de octubre, Santa Cruz (33-1-1 y 18 nocauts) se enfrentará a Chris Avalos (27-5 y 20) y Mares (30-2-1 y 15) a Andrés Gutiérrez (35-1-1 y 25) en el Stub Hub Center de Carson, California.

Suponiendo que ambos ganen y terminen sosteniendo su revancha en enero, no será hasta entonces que Rojas -o Marrero- se convierta en campeón en propiedad.

Pero lo primero viene primero: Marrero es de por sí un contrario bastante peligroso que conquistó su interinato al noquear en el mismo primer asalto en Las Vegas al cotizado peleador peruano Carlos Zambrano, quien a la sazón estaba invicto en 26 peleas con 11 nocauts.

Rojas, a su vez, no es menos peligroso y por diferentes razones, había cumplido ya los 30 años sin pelear nunca por un  cetro mundial, algo que sorprende en esta época en la que hay peleadores que apenas han dejado de pelear a cuatro o seis asaltos y ya están disputando la corona mundial.

Su suerte cambió hace dos peleas, cuando su manejador, Orlando Piñero, le tramitó un acuerdo promocional adicional con la Golden Boy Promotions -localmente, Rojas ya estaba ligado a la Universal Promotions de Javier Bustillo- y esa poderosa compañía dirigida por Oscar de la Hoya lo probó de inmediato al enfrentrarlo con uno de sus prospectos, Abraham López (22-0-1 y 15) el 5 de mayo en Las Vegas.

Rojas respondió con una impresionante victoria por nocaut en el octavo episodio y poco después surgió su ansiada oportunidad titular.

El combate se celebrará en el MGM Grand de Las Vegas y será transmitido por ESPN2 y ESPN Deportes.

 

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*