Fin del drama; Kawhi termina en Toronto

Luego de meses de tensión, dimes y diretes y especulación a través de la liga, los Spurs finalmente cedieron a los deseos de Kawhi Leonard de ser cambiado de San Antonio, aunque no a su destino de preferencia en California, sino al norte para formar parte de los Raptors, equipo que terminó con el mejor récord de la conferencia esta pasada temporada.

Leonard, junto al tirador Danny Green se dirigen a Toronto por la estrella DeMar DeRozan, el joven centro Jakob Poeltl y un turno de primera ronda en el próximo draft. El pick está protegido del 1-20.

El dos veces Jugador Defensa del Año y Jugador Más Valioso de las finales en el 2014, participó en solo nueve juegos en la pasada temporada por una persistente lesión, una tendinopatía del cuádriceps derecho, que ha sido el eje de controversia por el pasado año.

A principios de enero, los doctores de los Spurs le dieron luz verde para regresar a juego. Kawhi y su grupo, liderados por un tío con mala fama alrededor de la liga, decidieron buscar otras opiniones. Desde entonces Leonard no regresó a cancha, perdiendo la postemporada, cuando no fue a los juegos ni siquiera a estar en el banco junto a sus compañeros, mientras muchos de ellos lo criticaban a través de la prensa.

Leonard cualificaba para una extensión de contrato de $219 millones por cinco años. Aún no se sabe si los Spurs llegaron a ofrecerlo.

Toronto se arriesga a perder a Leonard en un año cuando entre a la agencia libre, con fuertes rumores de que quiere unirse a LeBron en Los Angeles, donde creció.

Los Raptors podrían ofrecerle un contrato de cinco años y $190 millones, mientras que lo más que le pueden ofrecer los Lakers, o cualquier equipo con espacio en el tope salarial, es $141 millones.

Fácilmente se podría argumentar que Leonard es el mejor jugador en la Conferencia del Este, que está más debilitada que nunca con la salida del Rey, posicionando a los Raptors como uno de los favoritos, junto a los Celtics y Sixers, para llegar a las finales .

San Antonio hizo lo mejor que pudo de una mala situación, ya que las ofertas no eran de lujo a pesar del talento de Leonard.

Con la amenaza de abandonar el barco del que lo adquiriera en un año, equipos como Boston y Filadelfia decidieron dejar fuera de la mesa de negociación sus mejores fichas, mientras que los Lakers prefieren mantener la flexibilidad y sus jugadores jóvenes mientras apuestan a firmar a Leonard el verano próximo sin perder bienes.

DeRozan se despide de los Raptors como el líder en puntos, juegos y minutos.

El cambio deja un mal sabor en ambas estrellas, con DeRozan yendo a las redes sociales a expresar su frustración cuando escribió en Instagram lo siguiente:

“Que se te diga una cosa y el resultado sea otro. No puedo confiar en ellos. No hay lealtad en este juego. Venderte rápido por un poquito de nada … Pronto lo entenderás … No molestes … “.

A DeMar le quedan tres años y $83 millones en su contrato.

Fuentes de ESPN también confirmaron que Leonard no tiene “ningún deseo” de jugar con los Raptors, y que va a ser “bien cuesta arriba convencerlo de que se quede cuando culmine su contrato en un año”.

 

Total
10
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*