Un espléndido Durant carga a los Warriors

¿Qué pasó?

“Ahí es que se ve el gran lujo del exceso de talento de los Warriors. LeBron nuevamente magistral, Curry y Klay teniendo tal vez sus peores juegos de los playoffs y aun así están al frente”, expresó el analista de ESPN y ex dirigente Jeff Van Gundy en el tercer parcial cuando los Warriors tomaron la delantera luego de perder la primera mitad por cinco puntos. Kevin Durant fue espléndido en la noche con 43 puntos, 13 rebotes y siete asistencias, cargando a sus compañeros que estuvieron fríos desde el jump ball.

Steph Curry estuvo particularmente malo, tirando de 16-3 de campo, incluyendo de 10-1 desde la línea de tres puntos solo un juego después de haber roto el récord de más canastos de esa área en las finales. Como era de esperarse, anotó una daga con un minuto y medio de juego de larga distancia, y los Warriors se robaron el tercer juego de la serie final con un triunfo de 110-102.

La clave:

Hay varias para escoger. La ventaja de 12 puntos en canastos de tres en un juego que eventualmente se decidió por ocho es fácil de resaltar.

Obviamente la actuación de Durant va por encima de todo, añadiendo otra gran presentación a su resumé que va encaminado a terminar como uno de los mejores 15 en la historia de la liga.

El regreso de Andre Iguodala, quien hizo un corte de balón en los momentos claves del juego, como tiende a hacer, es el último clavo en el ataúd de los Cavs.

¿Qué falló?

Los Cavaliers tiraron el peor por ciento de campo de todas partes, con una diferencia marcada de 89.5 (Golden State) a 76.5 (Cleveland) en los tiros libres.

También hicieron más turnovers y menos asistencias, pero al final del día, la diferencia en talento es lo que realmente está enterrando a Cleveland.

¿Quién falló?

El cuarteto de George Hill, Jeff Green, Kyle Korver y Larry Nance Jr. se combinaron para un total de 13 puntos en 68 minutos, desperdiciando una vez más los esfuerzos de LeBron, quien culminó con un triple doble a base de 33 puntos, 10 rebotes y 11 asistencias. Sin embargo, sí aportaron Kevin Love, con 20 puntos y 13 rebotes, y Rodney Hood –quien no había tenido minutos importantes en toda la postemporada–, registró 15 puntos y seis rebotes.

Lo próximo:

La serie continua el viernes en Cleveland, donde los Cavs pueden decidir comenzar sus vacaciones o seguir alargando esta tortura.

 

Total
4
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*