El pitcheo ha cargado a los Artesanos

Cuando ganaron el cetro nacional en 2015, los Artesanos de Las Piedras contaron con un refuerzo de luxe en el lanzador derecho Yamil Rivera, quien resultó ser el Jugador Más Valioso de la final contra los Bravos de Cidra.

Ese fue el año en el que Yamil, un destacado lanzador colegial que ya vivía en Oklahoma, se la pasó viajando costeado por el equipo, hasta que terminó convirtiéndose en su principal carta de triunfo.

Este año, sin embargo, aunque ha estado disponible, Yamil no ha lanzado en toda la temporada.

“Es que el pasaje es muy costoso, especialmente si se suma a las dietas y la estadía”, dijo Juan ‘Vaquero’ Sepúlveda, apoderado del equipo.

“El problema es que tenemos otros tres jugadores que también están residiendo en los Estados Unidos y a los que estamos trayendo todas las semanas”, agregó, mencionando al veterano receptor Luis Cruz y a los lanzadores Wilo Díaz y Carlos Gil.

“Aunque por lo menos ellos están en Orlando, y el pasaje no es tan costoso”.

Pero si en definitiva los Artesanos clasifican para la postemporada -algo que conseguirán automáticamente si Gurabo pierde este viernes o el sábado los dos juegos que le restan con Río Grande-, Sepúlveda ya casi ve a Yamil subiéndose al avión.

“Estamos pensando traerlo para las series”, dijo. “El está entrenando”.

Las Piedras, de hecho, ya terminó su temporada regular y tuvo marca de 8-8 en la Sección Este, y clasificaría para las semifinales seccionales si los Halcones (6-8) pierden uno de sus dos juegos reasignados de este fin de semana contra los Guerrilleros (9-5).

En ese caso, los Artesanos probablemente abrirían su semifinal seccional contra Río Grande dentro de dos semanas.

De barrer Gurabo este fin de semana a los Guerrilleros, sin embargo, tendría que jugar un choque suicida contra los Artesanos que probablemente se escenificaría el próximo viernes.

Pero lo cierto es que resulta sorpresivo ver en esa situación a unos Artesanos que habían sido una de las grandes potencias de la liga en los últimos años, con su campeonato de 2015, su subcampeonato de 2016 y su marca de 15-3 en la temporada regular de 2017, la mejor de toda la Liga.

En parte, Sepúlveda se lo atribuye a que el equipo, dirigido este año por Roberto ‘Concord’ Santana, no ha tenido la ofensiva esperada.

“No sé qué habrá pasado, porque los nombres están ahí en el papel, pero la realidad es que la ofensiva no ha fluido”, dijo sobre el equipo que apenas tiene  un  promedio colectivo de .251.

“Pero por lo menos en el último juego ya anotamos 12 carreras (la victoria de 12-0 sobre Fajardo en el segundo juego del domingo), lo que puede querer decir que la ofensiva está por despertar”.

Naturalmente, Sepúlveda también recalca que el jugador del cuadro Angel Sánchez, que el año pasado fue el mejor bateador de la novena con un promedio de .420, no jugó este año por encontrarse trabajando como coach de Clase A con la organización de los Medias Rojas de Boston.

Pero el pitcheo, por el contrario, ha sido el lado fuerte del equipo, con un promedio de efectividad de 2.43.

Y se trata de un elenco monticular restructurado: al no estar Yamil Rivera, ni el otrora as del equipo, Juan  ‘Goodbye’ Acevedo -suspendido indefinidamente desde principios de la temporada pasada-, los Artesanos ahora dependen del estelar abridor derecho Héctor ‘Heto’ Acevedo (en la foto), quien tiene record de 4-2 y 2.98 con tres blanqueadas, y fue adquirido en un cambio con Cataño, y Roy Geigel (1-3 y un salvado con 1.41 de efectividad), adquirido de Río Grande a cambio del veterano toletero profesional Jorge Padilla.

El profesional Wilo Díaz (1-0 y 1.04) y el relevista Oscar González Sierra (tres salvados y 1.13) completan un elenco muy sólido que podría ponerse incluso mejor con la llegada de Yamil Rivera.

 

Total
19
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*