John Velázquez: “He sido bendecido”

Son pocos los atletas que a sus 46 años y en su temporada número 28 continúan en el tope del juego. En el caso de los jinetes, eso significa mantener sus habilidades físicas intactas, dominar la parte táctica de la carrera y recibir oportunidades de gran calidad.

En esa categoría está el jinete puertorriqueño John Velázquez.

Aun con todos los logros obtenidos, el líder absoluto en premios en la historia del hipismo y dos veces ganador del premio Eclipse, se mantiene con los pies en la tierra. Siempre acreditando el éxito a sus conexiones más que a su gestión propia, el jockey natural del barrio Buenaventura de Carolina ha marcado un precedente de calidad dentro y fuera de la pista, que todo da a indicar continuará por varios años más.

Velázquez debe aparecer bien cerca de la palabra consistencia en el diccionario, si se toma en cuenta que ha ganado más de 100 carreras en cada una de sus 28 temporadas. De hecho ha acumulado más de $10,000,000 en premios cada año desde 1998, e inclusive ha superado los $15,000,000 por campaña desde 2010 hasta el presente.

“He sido bendecido,” dijo Velázquez en un aparte con The Gondol, durante su visita a Puerto Rico para recibir un homenaje por la Cámara de Representantes.

“He sido bien bendecido con la gente que trabajo, he sido bien bendecido con todo lo que me han dado, tal vez un poco de suerte también, pero bendición más que nada”.

46 años y 32,355 montas después, el retiro no es algo contemplado en el futuro inmediato de Velázquez.

“Hasta ahora estoy saludable, después que (yo) esté saludable principalmente, y me estén dando la oportunidad que me están dando ahora… no creo que llegue a los 50, pero me gustaría montar por uno o dos años más.”

Esos años adicionales pudieran utilizarse para completar el armario de galardones que ostenta el pupilo de Angel ‘Junior’ Cordero, y que incluye dos victorias en el Kentucky Derby y en el Belmont Stakes y 16 primeros lugares en el Breeders’ Cup.

“Nunca se pone viejo el ganar carreras, El Preakness es el único que no he conseguido. No sé cuánto tiempo más voy a montar, pero si puedo regresar el año que viene y tener una oportunidad para correrlo y  ganarlo, sería una de las carreras que he estado persiguiendo por un largo tiempo”.

Sobre su participación en la Triple Corona, “Johnny V” no tuvo más que elogios para el impresionante ejemplar Justify, que ha despachado a sus rivales en las primeras dos carreras.

“El (Justify) es el ‘real deal’. Ha mostrado desde el día uno la calidad que tiene, y obviamente también lo ha demostrado en las últimas dos carreras. El se presentó a correr dos grandes carreras en el Derby y el Preakness y ahora va al Belmont.  Es bien difícil porque vienes de correr la carrera más dura de tu vida y llegas al Belmont con caballos que no corrieron el Preakness, caballos que están frescos y la distancia de milla y media, eso siempre es matador. Para ganarlo deber ser un caballo bien especial”.

Además adelantó su intención por mantenerse sobre Vino Rosso para el venidero Belmont Stakes, caballo que condujo en el Kentucky Derby, arribando noveno a 10 cuerpos de Justify.

“Yo tengo el caballo que corrí en el Derby (Vino Rosso) y también he sido contactado por una gente de Europa, pero hasta ahora creo que estoy en Vino Rosso. Vamos a ver, sabremos un poquito más adelante.”

Hoy día, trayectorias como las de Velázquez han puesto en la pizarra un modelo a seguir para un “corillito” de jinetes jóvenes boricuas que han tomado prisionero el hipismo élite norteamericano, entre ellos los hermanos Ortíz (Irad y José Luis), Manny Franco, Jorge Vargas y Evin Román.

“(estoy) Orgulloso muchacho,” dijo Velázquez. “De verdad que ver el talento que ellos tienen y la manera como ellos han subido en el negocio de los caballos es increíble. Es increíble tener la mentalidad que ellos tienen, la pasión, la educación y la ética de trabajo. Tenemos que estar orgullosos.”

 

Total
30
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*