¿Qué pasó?

A pesar de otra magistral demostración del mejor jugador del mundo, LeBron James, quien terminó con 42 puntos, 10 rebotes y 12 asistencias, y un buen juego de Kevin Love en ruta a ganar la primera mitad por siete puntos, el genio habitual Brad Stevens hizo los ajustes necesarios para cambiar el juego en la segunda mitad, y Boston terminó llevándose también el segundo juego de la serie por el campeonato de la Conferencia del Este 107-94.

La clave:

El tercer periodo, que ha sido amigo de los Celtics en toda la postemporada, vio cambiar un déficit de siete puntos en una ventaja de siete con un marcador de 36 a 22 en esos 12 minutos, para cambiar el momentum del juego completamente.

Horford sigue con sus playoffs de ensueño, protegiendo la pintura en la defensa y llenando todos los hoyos en la ofensiva.

¿Qué falló?

42 puntos de LeBron, 22 de Love. El resto del equipo anotó 32 puntos, demostrando la baja calidad de la escuadra y el porqué comienzan a hacerse más fuertes los rumores de la partida del Rey.

¿Quién falló?

El backcourt de los Cavs se pudo haber quedado en su casa. Jr. Smith se fue en blanqueada en 27 minutos, y George Hill no fue mucho mejor con tres puntos en 33 minutos.

Lo próximo:

La serie se mueve el sábado a Cleveland, donde se espera que el alejarse del tormentoso público bostoniano les de la adrenalina necesaria a los jugadores de reparto para aportar alguito.

 

 

Total
5
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*