Pacquiao en plena rebeldía

La larga relación de Manny Pacquiao con Bob Arum y la empresa Top Rank, que ha tenido sus altibajos, parece estar llegando a su fin.

Lo que está por verse es si la larga y exitosa carrera del filipino de 39 años de edad que ha amasado un récord de 59-7-2 y 38 nocauts y reinado en ocho categorías diferentes también va a terminar.

Días después de que se informara que Freddie Roach, su entrenador durante más de una década, llevaba bastante tiempo sin poder entablar contacto con él, el propio Pacquiao se retiró de la cartelera del 14 de abril en la que supuestamente iba a pelear con Mike Alvarado en el programa estelarizado por el combate entre Terence Crawford y Jeff Horn.

La razón fue que consideraba “un insulto” el que Arum a estas alturas estuviera colocándolo como semiestelarista después de haberle protagonizado tantos combates de pay per view.

De acuerdo a una información publicada por ESPN, Aquiles Zonio, identificado como representante de prensa de Pacquiao, confirmó que Pacquiao no pelearía con Alvarado y había rechazado la oferta de Arum.

“Es un insulto para él el que lo pongan a pelear en el undercard de Horn cuando todo el mundo sabe que fue víctima de uno de los grandes robos a plena luz del día cuando pelearon en Brisbane”, dijo el vocero de prensa.

Esta semana, entonces, el propio Pacquiao anunció que ahora tiene planes de pelear en Malasia en mayo o junio.

Y mencionó dos posibles oponentes: el argentino Lucas Matthysse, quien recientemente conquistó el cetro welter de la AMB, o el descendiente de boricuas Danny García, el excampeón junior welter y welter que hace poco reapareció luego de una larga inactividad y se apuntó una contundente victoria sobre Brandon Ríos.

“Si no es en mayo, entonces será en junio, tal vez en la tercera semana de junio”, dijo Pacquiao en un artículo publicado esta semana por el diario londinense The Sun. “De esa manera, los entrenamientos no confligirán con mi trabajo”.

Pacquiao ocupa un escaño como senador en Filipinas.

“¿Por qué en Malasia? Porque a la gente de Malasia le interesa tener una pelea allí”, agregó.

Tales planes, sin embargo, podrían no contar con el aval de Arum, quien por lo regular prefiere que los peleadores que controla hagan sus peleas más importantes frente a peleadores también ligados a su compañía.

Tener a Pacquiao en el undercard de la defensa del australiano Horn ante Crawford por el cetro welter de la OMB obedecía al plan de que Pacquiao, destronado por Horn en julio pasado, enfrentara luego al ganador, presuponiéndose tal vez que este sería Crawford, actualmente el peleador de más renombre en la Top Rank.

Matthysse, sin embargo, está ligado promocionalmente a la empresa rival, la Golden Boy Promotions, de Oscar de la Hoya, mientras que García está ligado al super-manejador Al Haymon.

Es muy dudoso, pues, que Arum permita, sin dar la batalla, que un promotor rival se lleve a uno de los peleadores más renombrados de su compañía, pero que evidentemente está lanzando los últimos golpes de su ilustre carrera, y lo utilice para realzar el nombre de uno de sus peleadores.

Hasta el momento Arum no ha emitido comentarios aunque se rumora que Pacquiao podría ser remplazado el 14 de abril por una defensa del también filipino Jerwin Ancajas, monarca supermosca de la FIB.

 

 

Total
3
Shares

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*